lunes, 29 de mayo de 2017

Rechazo Sexual

Las personas que están en matrimonios o relaciones estables a largo plazo se sienten generalmente rechazados por sus parejas en algún momento de la relación. Aun cuando muchas de estas situaciones son bastante leves, cuando ocurren durante largos periodos de tiempo se pueden volver bastante dolorosas. De hecho, el ser rechazado constantemente por tu pareja puede dañar tu autoestima y tu salud mental, además de poner en peligro tu relación.
"Desear sexualmente a una persona que nos rechazó una vez se puede explicar y justificar, pero dedicar esfuerzo, tiempo o energía a un empeño tan inútil es la peor inversión que podemos hacer en nuestra vida"

Una razón por la cual incluso los rechazos más pequeños pueden doler es que nuestro cerebro está programado para responder al rechazo de la misma manera que responde al dolor físico. Los rechazos por parte de tu pareja tienen un impacto incluso mayor ya que provienen de la persona que mejor conoces, la que te conoce más, y quien debería amarte por quien eres. Por lo tanto, sus rechazos se sienten como una declaración más sustancial relacionada con tu atracción y tu temperamento, y pueden tener un impacto devastador en tu autoestima y la imagen que tienes de ti misma.

Consecuencias a largo plazo de las parejas que han sido rechazadas tienen altas probabilidades de volverse emocionalmente introvertidos, distantes y poco comprometidos. Adicionalmente, pueden desarrollar sentimientos de rabia y resentimiento hacia la pareja, y en algunos casos tener un cuadro depresivo.

Caricias, besos, masajes, buen diálogo, comprensión y entendimiento por ambas partes, suelen resolver muchos de los conflictos, “aguantar” los rechazos sólo mermará tu felicidad.

La comunicación sexual, hace parte de todo el sistema comunicativo de la pareja. Evite la rutina, este abierto al amor y a la expresión de este por parte de su pareja, e intente cosas nuevas, masajes, caricias y coqueteos que reaviven la llama, y que permitan la sana expresión de los sentimientos de uno y otro miembro de la pareja.

Cuando el problema es solo a nivel sexual, es muy importante entender el punto de vista de la pareja, que sus necesidades, sentimientos y forma de ver las cosas son distinta a la mía y se ubica sobre puntos diferentes. Si no se siente satisfecha, háblelo con su pareja, dígale que es lo que le molesta o le incomoda, sacar el tema de la manera más clara y asertiva posible, es la única manera de comenzar un diálogo que potencie el cambio y que haga que tu pareja se dé cuenta del daño emocional que su comportamiento provoca en ti.

La seguridad en el plano sexual nos ayuda a experimentar los encuentros de una forma mucho mejor, haciendo además que nuestra pareja se sienta cómoda y que el sexo sea mucho más placentero para ambos, los dos deben comprometerse a poner de su parte para superar los problemas o situaciones difíciles que se encuentren en el camino. La comunicación es la base para entenderse y expresar sus sentimientos, no lo dejen a un lado.

Afrontar adecuadamente el rechazo implica trabajar dos cosas: cómo te sientes y qué piensas. A veces, el rechazo es un duro baño de realidad. Pero, si lo enfocas bien, puede ayudarte a orientarte en una dirección que resultará perfecta para tus aptitudes, tu personalidad y todas las virtudes que te definen como persona.

A la final sentirse deseado y amado es una sensación placentera para ambos sexos.

Pequeñas y significativas sugerencias:

1. Dile lo que necesitas. Expresa cómo te sientes y lo que te genera los rechazos de tu pareja. Hazlo con claridad y sin juzgar, ya que algunas personas no se dan cuenta de su comportamiento. Dale el beneficio de la duda.

2. Muestra el impacto emocional que el rechazo ha tenido en ti. Usa declaraciones en primera persona  y dale espacio a tu pareja para que responda.

3. Haz una petición clara. Expresa lo que quieres y cómo lo quieres para superar ese sentimiento. De esta manera podrán encontrar soluciones juntos.

4. Pregunta por sugerencias. Si tu pareja se pone a la defensiva o se resiste al cambio, pídele que te expliquen las cosas y cómo la ve ella, así como el origen de su comportamiento.

5. Discute cosas específicas. No asumas que todos los cambios tiene que realizarlos tu pareja, tú también pon de tu parte, sobre todo cuando se trata en la intimidad.

6. Evite la rutina, este abierto al amor y a la expresión de este por parte de su pareja, e intente cosas nuevas, masajes, caricias y coqueteos que reaviven la llama, y que permitan la sana expresión de los sentimientos de uno y otro miembro de la pareja.

7. Para aumentar tu autoestima sexual comienza por dejar a un lado los complejos con tu apariencia física, cuidar tu imagen íntima, pues es un aspecto fundamental en el sexo, toma la iniciativa, probar nuevas posturas, apostar por algo nuevo y experimentar todo aquello que te genera placer, lee, infórmate, pregunta, revisa, etc. Creer que nuestra vida sexual puede ser mejor y trabajar para ello es fundamental para mejorar nuestra autoestima al rechazo sexual y beneficiar la relación de pareja. Factores que son fundamentales para la construcción de relaciones íntimas sanas y de calidad.

Nota: No empañemos nuestra autoestima por la valoración que haga la persona que nos rechazó sexualmente. Y, sobre todo, alejemos inmediatamente cualquier sentimiento de culpa.

Si hay perdida del deseo sexual por parte de tu pareja hagan cita con su médico de confianza, pasar al profesional de la salud mental podrá ayudarte a reparar tu libido y mejorar la relación sexual y de pareja.

Analicen constantemente los cambios. Un día a la semana platiquen sobre el comportamiento y los cambios que prometieron hacer cada día. Debe ser un trabajo de los dos para superar con éxito el rechazo. Todo con respeto, dignidad y necesidad imperiosa para la higiene mental.

Deseas ayuda o apoyo para mejorar tus relaciones de pareja. Contáctame


Compilador de la red

No hay comentarios:

Publicar un comentario